Terpia de familias

Los seres humanos somos plenamente sociables y eso es una de las razones que nos impulsan a procrear y a crear una hermosa familia nueva.

En muchas ocasiones no terminamos de entender porque en ocasiones siendo adultos actuamos de una manera que no estamos plenamente de acuerdo con ella y hasta podríamos decir que va encontra de nuestros ideales.

Ellos es el resultado del aprendizaje que tuvimos en nuestras infancia, adolescencia y posterior madurez.

Nadie elige donde nacer, pero si puede decidir si le gusto todo lo que aprendió en ese lugar de crianza o no, y siempre que podamos ser capaces de aceptar que tuvimos una crianza basada lo mejor que pudieron hacer nuestros padres en base a sus circunstancias, seremos capaces de entender que nosotros mismos también debemos de aprender de nuestro pasado si queremos rectificar nuestro presente.

Para ello apoyamos plenamente a las familias a encontrar cual es el modo real que desean obtener de educación de cara a sus hijos, y las apoyamos en todo momento para que consigan los propósitos que desean.

Recuerda: no puedes cambiar tu aprendizaje previo, pero si mejorarlo